Urge formar gestorxs culturales en ddhh y ética anticorrupción

Reproducir

Urge formar gestorxs culturales en ddhh y ética anticorrupción

Por: Jade Ramírez. Foto: «Pobres y ricos» Col. Clemente Orozco. Fecha: 12 febrero, 2024

Muchas gracias por la invitación y considerarme óptima de participar en este homenaje, que obliga a revisar lo que hemos hecho y dónde hemos estado, después de haberse creado la Secretaría de Cultura Jalisco hace 32 años.

A Juan Francisco González lo conocí en un evento en el Cabañas y realmente hablamos muy poco quizá un par de veces coincidimos.

Realmente de él supe más porque ya en los iniciados dos miles, su prestigio y aporte era un punto de comparación mientras corría la administración de Guillermo Schmidhuber, a quien sin duda le gustaba el teatro pero carecía de habilidad como gestor y no se veía que fuera capaz de resolver y potencializar el germen cultural de Jalisco.

Releyendo la entrevista que le hizo a Juan Francisco González la maestra Blanca Brambila, para su libro Deshojando vidas, el cruce de ideas y opiniones que vertió en 2013, hay que decirlo, ninguna tiene desperdicio.

Por más que incluso pueda haber un debate en el siglo XXI sobre su concepto de cultura, su aporte aunque no fue estrictamente a los cimientos de la formación o profesionalización escolarizada de la clase trabajadora de cultura, lo que hay que destacar del homenajeado es algo mucho más complejo: el sentido de consistencia y consciencia.

¿A qué me refiero? Pues a que ser o hacer gestión cultural pasa obligatoriamente por algo que ha estado oculto e indefinible en el gremio; antes de elegir qué concepto de cultura nos representa o lo que cultura es, nos toca definir la postura política, nuestra postura política.

La promoción cultural promueve derechos

Llevo 27 años en esto pero especialmente después de hacer y oír 104 entrevistas de perfil que forman parte de la serie Rutas de vida, realizada por Producciones Ochún, Radio Universidad de Guadalajara junto con la Dirección de Capacitación del entonces CONACULTA, no cabe la menor duda que sí: quienes son promotores o gestoras culturales somos gente de izquierda, estamos a favor de las libertades y hay una militancia por los derechos humanos.

Generar, detonar, estudiar, organizar y planear procesos de cultura, cruzarlo con la libertad de expresión, es invariablemente un ejercicio de promoción y protección de los derechos humanos.

Por lo tanto, quien trabaje en esto debe saber que trabaja para el pueblo, no para las cúpulas. Y si lo hace al revés está subrrepresentando o tergiversando derechos por privilegios.

Me regreso al legado de Juan Francisco: él tenía claro que no siempre iba a caer bien y ello generaba consecuencias como estar mal con el poder.

Lo cito sobre cómo preparó el terreno de creación de la SC:

<<Se fue preparando… sin el gusto de algunos gobernadores, porque no eran tareas sencillas. Preferían mejor hacer una carretera en un pueblo… digo: es tan importante una cosa como la otra. Me desgasté mucho, me enojé mucho, cometí algunas imprudencias. Por ejemplo, decirles que preferían trabajar donde se montara una placa, para que apareciera su nombre, en lugar de hacer cosas donde no hubiera placa. Eso me costó que me congelaran>>

Juan Francisco González, creador de la Secretaría de Cultura Jalisco

Y con esto cierro el punto de los aportes desde lo que relata en su propia voz Juan Francisco y me ha tocado como periodista verificar: el mayor legado que deja alguien dentro del sistema y fuera de él es romperlo, desordenarlo y volverlo a ordenar sin filias ni fobias partidistas.

Así, sin complacencias al gobernador, al secretario, al administrador, a la crema y nata del arte contemporáneo, a Hacienda y menos, al partido en turno…poniéndose a favor de la cultura, del arte, de los hacedores, de las audiencias y comunidades.

Cultura sin autocrítica

A haber empujado y favorecido la reorganización de siete oficinas en una sola, lo que significó crear la primera Secretaria de Cultura, se suma algo que ya poco se usa estos días en la administración pública local, estatal, federal y los grupos de gestoras y promotores culturales: la autocrítica.

¿Cuándo se ha visto que una oficina de Cultura reconozca errores o se vea para adentro?

Juan Francisco González Rodríguez como ya lo vimos, enfrentó varios retos y criticó que el porcentaje más alto del presupuesto al eje de cultura, se fuera en nómina y no en acciones.

Los retos de hace 30 años que son vigentes, es sentarse con gente que no tiene mayores elementos para discernir qué hacer, pero convencerles; tejer fino, sin subordinar los procesos de creación con la comunidad artística y las audiencias.

El reto es crear respuestas y dar dos pasos adelante como cuando nació la Unidad Editorial que hizo 500 libros y le hizo un ahorro al gobierno, imprimiendo también la papelería gubernamental. El ahorro no es recorte.

Sin duda hay que reconocer que tener estabilidad administrativa con una Secretaría de Cultura ha sido determinante para el desarrollo cultural y posteriormente la profesionalización de les gestores culturales, pero hay matices necesarios de señalar y para nadie son una novedad.

En Cultura siempre manda la Derecha

Tiempo atrás hice un par de reportajes sobre cómo la Secretaría de Cultura estuvo secuestrada por la Derecha y la clase conservadora, digo: luego hacemos otro foro solo para hablar de Sofía González Luna a cargo.

Pero por más que se abran convocatorias y se añada el fraseo de tejido social y combatir la violencia, la realidad de las cosas es que a 32 años de haberse creado la institución, las políticas culturales en Jalisco han estado al contentillo de quien esté en turno.

Se ponen nuestras habilidades al servicio del poder, legitimando determinaciones incluso autoritarias, ya no solo clasistas, como sentarse con autoridades de seguridad pública comprobado son torturadores y represoras, donde se cooptan ideas para «armonizar indicadores» (sic).

También hoy vemos cosas progresistas e inconcebibles en la era panista, como eventos que son una ventana a las disidencias, pero ¿Qué pasa con las comunidades que jamás se topan con eso y todavía existen?

¿Qué estamos haciendo con la gente que pasa 5 horas en el camión, 10 paradas en la maquila, tres lavando ropa, haciendo limpieza y 6 medio durmiendo y viven a dos horas de un recinto cultural?

Sé que esta no es una circunstancia privativa de Guadalajara, pasa en todas las capitales de México y lo quiero conectar con el último planteamiento de la mesa, el de las oportunidades.

Desconectada la formación de gestorxs con la realidad

Sin duda la Universidad de Guadalajara ha puesto importantes cimientos en la formación escolarizada. En 1999 cursé mi primer diplomado en gestión cultural, pero como lo documentamos en un reportaje publicado el 25 de septiembre de 2023 en Perimetral: hay una desconexión aún entre administración de recursos públicos y quienes egresan de posgrados.

Por ejemplo: la inversión de dinero público en los municipios de Jalisco, sigue respondiendo a ornato; hicimos un top ten de municipios siguen pagando cosificación, concursos de belleza y penachos. Ahí están hasta las facturas en el reportaje que lo demuestran.

Si hay un reto actual en les gestores culturales y el funcionario del área cultural, es muy sencillo: asumir que vivir del servicio público no es jugar dobles roles o andar de doble agente.

Ejemplos:

*Evitar la seducción con dinero en tiempos electorales o desapropiarse de lo “comunitario”.

*Profundizar en la formación en materia de derechos humanos y las violaciones que no se pueden esconder: medio ambiente, vida digna, agua, violencias machistas.

*Definirse políticamente sino de izquierda, sí recordar que la autocomplacencia no puede ser el indicador positivo o cuánto quedó satisfecho el artista, sino socialmente, qué sí trascendió de cada evento.

Urge formar gestorxs culturales en ddhh y ética anticorrupción

En el 2024 cualquier gestora o promotor cultural debe saberse un combatiente del clasismo y el fascismo…así como ser periodista es una postura política de cómo elegimos habitar el mundo -sabido es no se gana bien y se vive mal al filo de la navaja- un gestor cultural no tiene por qué ser distinto: está para servir a las audiencias, al pueblo, a las comunidades.

Se puede ser muy Lucina Jiménez con docenas de libros, conferencias, años de labor, pero si en tu administración una joven con sordera que es pintora, resulta discriminada por el fallido sistema de admisiones en el CEDART generando serios daños en su vida, pues tendrás todos los laureles pero no valen para nada.

El INBAL está por cumplir un año fuera de norma constitucional y fuera de lo que dictan tratados internacionales en la materia.

Te sugerimos leer: INBAL inflexible con Matilda, la pintora con sordera

Elevar reclamos de corrupción

Finalizo haciendo un llamado a que se respondan los señalamientos que el Colectivo CulturAula hizo el 21 de agosto de 2023 a las conductas y erróneas que ha hecho la coordinadora de Puntos de Cultura en GDL.

Afectaron a la agrupación, a la Red de Cultura Viva de Jalisco y todo un movimiento latinoamericano y mesoamericano de cultura viva; hay que tener mucho cuidado con la cooptando voluntades políticas en época electoral porque se trata de un muy probable acto de corrupción.

Y en eso vamos tarde en la gestión cultural, nos parece que el romanticismo, el arte, el coctel, el reconstruir el tejido social y la buena ondez nos libran de malas prácticas, pero todo lo contrario, urge que la formación de nuevos gestores culturales pase por la ética.

Las políticas públicas en materia cultural deben gozar de un amplio espectro de honestidad, servicio a la sociedad y protección del derecho humano, esto es: ningún funcionario debe lucir más que la acción cultural.

**Este artículo fue la columna vertebral de mi participación en la mesa de diálogo: Profesionalización y formación de gestorxs culturales – Homenaje a Juan Francisco González, organizada por la Maestría en Desarrollo y Gestión Cultural de la Universidad de Guadalajara, en el marco del 482 aniversario de la fundación de la Ciudad de Guadalajara

Este periodismo es independiente en lo editorial y financiero. Estamos comprometidas a publicar contenidos éticos, novedosos, críticos y con un enfoque de derechos humanos.

Sé parte de la audiencia activa que sostiene este medio y sus proyectos. Aunque el acceso a nuestro sitio web se mantendrá abierto sin costo, puedes gratificar y reconocer a quién consideres oportuno:

Por favor déjanos conocer tus opiniones sobre lo que leíste o escuchaste ¿Es #PeriodismoParaUsarse?.

También puedes hacer una donación (monetaria o en especie) a la Asociación Civil, vía perimetral.press@gmail.com

 | Web

PERIMETRAL #PeriodismoParaUsarse, hace periodismo de investigación con enfoque de derechos huamnos; somos también una red de medios independientes que dan cobertura a la agenda social, política y cultural en el estado de Jalisco.

PERIMETRAL #PeriodismoParaUsarse, hace periodismo de investigación con enfoque de derechos huamnos; somos también una red de medios independientes que dan cobertura a la agenda social, política y cultural en el estado de Jalisco.

Relacionados

Historias que no venden
Gratificaciones PerimitralGRATIFICACIONES